Archivo diario: marzo 11, 2010

Siete claves de seguros hipotecarios

Para tranquilidad de muchos, el 95% de los créditos hipotecarios tienen seguros de incendio con adicional de terremoto. Se recomienda que las personas se acerquen a las compañías de seguros para conocer el detalle de sus pólizas, ya que todas las coberturas son distintas. Sin embargo, el periodista Julio Pizarro detalla 7 claves para entender cómo funcionan los seguros de terremoto en los préstamos hipotecarios.

1-¿Qué cubre el seguro de terremoto incluido en los créditos hipotecarios?

En general, la construcción, anexos y mejoras, instalaciones y subterráneos. Incluye además portones, rejas, panderetas, piscinas, muros de contención, conexiones a la red de servicios y toda la infraestructura física que se encuentre dentro de los deslindes de la propiedad. La mayoría no responde por los bienes interiores, para lo que existen pólizas llamadas seguro de riesgo hogar.

2-¿A quién indemniza el seguro? ¿Al banco o a la persona?

El gerente de la división Bancaseguros de BBVA, Gerardo Sapag, explica que cuando existe una operación hipotecaria, el beneficiario es el banco acreedor, a quien se le ha cedido en hipoteca el bien asegurado. No obstante, el propietario de la vivienda es beneficiado, ya que el seguro deberá restablecer el activo a su condición previa; es decir, a la reparación de los daños en función de lo que señale la póliza.

3-¿Tienen deducible?

El 100% de las pólizas de terremoto tienen deducible, dice el gerente general de la Asociación de Aseguradores, Jorge Claude, ya que cubre grandes catástrofes, y los daños menores deberán ser absorbidos por el cliente. Habitualmente es el 1% del valor de la vivienda, pero existen montos mínimos y máximos.

4-Si la vivienda queda inhabitable, ¿el seguro cubre la deuda?

Sí. Aunque hay algunas pólizas que responden por el saldo de la deuda y otras por el valor de la vivienda, y de haber un remanente, es entregado al propietario.

5-En el caso de que la vivienda tenga daños que se pueden reparar, ¿el seguro responde por los arreglos y por el tiempo que la persona no puede habitar el inmueble?

La póliza cubre todos los daños reparables y debidamente amparados por la póliza (y por sobre el deducible). Además, algunos seguros tienen cláusulas que indemnizan a la persona por el tiempo que no pueda vivir en el inmueble asegurado.

6-En el mismo caso, ¿se continúa pagando el crédito hipotecario?

Sí. Sin embargo, en los siniestros más grandes, algunas instituciones suspenden el cobro de los dividendos hasta que pague la compañía de seguro. La recomendación es acercarse al banco para regularizar la situación particular; por ejemplo, refinanciando el préstamo (por ejemplo, con meses de gracia) o un crédito de consumo con tasa preferente para costear el dividendo.

7-¿Qué pasa con las personas que terminaron de pagar su hipoteca?

Aunque se haya pagado el último dividendo, la vigencia del seguro podría extenderse hasta por dos períodos de 30 días consecutivos, previo pago de una prima adicional.

Anuncios

Deja un comentario

Archivado bajo Aseguradoras, Terremoto, Viviendas

Modernizan ley para salmoneras

“Se alargó más de la cuenta”, dijo el presidente del gremio salmonero, César Barros (foto), luego que se aprobó el proyecto que modifica la Ley General de Pesca, la cual quedó lista para ser despachada, faltando sólo la revisión de la Contraloría. La propuesta de la Comisión Mixta centró la decisión en tres temas: 1)hipotecas, 2)prácticas antisindicales y 3)causales de caducidad. Por la tarde, la propuesta fue aprobada por el Senado. La iniciativa precisa que podrá constituirse hipoteca sobre la concesión, lo que abre nuevas opciones de financiamiento para la industria. Además, se repuso la propuesta que dispone una sanción de entre 50 y 150 UTM para el titular de la concesión que cometa una práctica desleal, o antisindical. Lo mismo se aplicará al contratista o subcontratista que incurra en estas prácticas. Esta disposición establece además que no se renovará la concesión al titular que no se encuentre al día en el pago de esta multa, ni tampoco a quien acumule tres sanciones judicialmente ejecutoriadas por prácticas antisindicales en tres ciclos productivos continuos (período que se extiende por casi seis años). También serán sancionadas con multas (que van de 500 a 3 mil UTM) las empresas que no cumplan con las condiciones de densidad o descanso en los centros de cultivo, que tengan escape masivo de recursos o cuando se constate el uso de fármacos prohibidos.

Deja un comentario

Archivado bajo Congreso Nacional, Legislacion, Leyes, Pesca, Salmoneras

Crisis social en el sector pesquero

Los 8,8 grados Richter hicieron que las miradas se clavaran, primero, en las grandes aglomeraciones urbanas de la Octava Región (Biobío). Sin embargo, kilómetros al sur quedaba todo un mundo desconocido por recorrer. En el golfo de Arauco, decenas de pequeños y pintorescos enclaves de pescadores y buzos fueron tragados por el mar sin que la ayuda llegara sino hasta cuatro días después de la tragedia. Así empieza, acertadamente, la información de los periodistas Pablo Obregón y Miguel Concha, quienes constataron que la destrucción entre las caletas Tumbes y hasta Punta Lavapié es más definitiva que todo lo visto hasta entonces. Las 700 familias de Tubul, por ejemplo, perdieron casas, embarcaciones, motores, redes y equipos de buceo, justo durante el período del año en que obtenían la mayor parte de sus ingresos por la captura de la sardina. El maremoto destruyó siete plantas de harina y siete de consumo humano, aparte de la mayoría de los centros de descarga, infraestructura cuya reconstrucción costará unos US$ 300 millones según la Asociación de Industriales Pesqueros (Asipes). En Tumbes, la destrucción también es total. Durante los últimos años se habían levantado restaurantes y se emplazaban hosterías, pero el 27 de febrero el mar se tragó todo. Unas 4.400 personas vivían de la pesca de sardinas, y según constató este diario, de los 500 botes que integraban la flotilla sólo se salvaron unos 50. Otro tanto ocurre en Llico, un pequeño enclave de predominancia indígena, donde se perdió la totalidad de las cincuenta embarcaciones que había hasta antes del maremoto. Tal como reconoce el gerente general de Asipes, Luis Felipe Moncada, el 99% de la pesca artesanal y semiindustrial de la región era adquirido por la industria mayor, pero este año las cosas se pondrán muy difíciles. Las pesqueras Bío Bío y Landes, por ejemplo, tienen hasta el 50% de sus instalaciones destruidas y el mercado de distribución minorista de Talcahuano también fue arrasado por las olas. Paralelamente, el saliente intendente de la Octava Región (Biobío), Jaime Tohá, insistió en que la catástrofe (que, afirmó, redujo la industria pesquera local a un 5%) debe transformarse en una oportunidad, como ocurrió con la crisis forestal. La prioridad, a su juicio, debería estar en reponer la ruta interportuaria y la construcción de puentes sobre el río Biobío, para levantar la industria.

Deja un comentario

Archivado bajo Crisis, Damnificados, Pesca, Terremoto, Tragedia